Urbanismo de Las Palmas prioriza la liquidación de sus pagos

Urbanismo prioriza la liquidación de sus pagos y abona a sus proveedores facturas pendientes por valor de seis millones de euros

El área de Urbanismo, desde que se decretara el estado de alarma, ha priorizado la liquidación de sus pagos con el objetivo de poder estimular la reactivación económica en el municipio

El Consistorio invertirá cerca de 100 millones de euros en obra pública en el municipio, a través de diversos proyectos que generarán 1.800 puestos de trabajo

El área de Urbanismo y Vivienda del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, desde que se decretara el estado de alarma el pasado 14 de marzo, ha priorizado agilizar la liquidación de sus pagos con el objetivo de poder estimular la reactivación económica en el municipio.

Así lo ha señalado el concejal de Urbanismo, Javier Doreste, quien ha explicado que a lo largo de este período la Sociedad Municipal de Gestión Urbanística (GEURSA), ha abonado un total de seis millones de euros, para inyectar liquidez a la economía de la ciudad.

Dicha cantidad económica se ha destinado a abonar facturas a 33 empresas constructoras que están realizando o acaban de concluir obras para el ayuntamiento, así como a 38 proveedores de otros servicios para el funcionamiento de Geursa o profesionales que prestan sus servicios para la redacción de proyectos o la dirección de obras.

Doreste ha afirmado que “en el actual contexto de crisis social provocada por el Covid-19, hemos priorizado desde el área de Urbanismo, dotar de solvencia económica a estas empresas, abonando facturas pendientes de cobro para facilitar la reactivación en un sector como la obra pública que ahora mismo resulta esencial para impulsar la economía”.

A la movilización de dicha cantidad para el pago a proveedores, se suma la inversión que llevará a cabo en obra pública el área de Urbanismo en el municipio de casi 100 millones de euros, a través de diversos proyectos que generarán 1.800 puestos de trabajo.

“Vamos a continuar sumando esfuerzos desde el Gobierno municipal y activando medidas encaminadas a favorecer la recuperación del tejido empresarial y social del municipio, con el objetivo de no dejar a nadie atrás en esta crisis provocada por el Coronavirus, ha reconocido el edil”.

El Consistorio también ha activado desde que se decretó el Estado de Alarma las siguientes medidas en materia urbanística y de vivienda: la agilización de forma significativa de la tramitación de licencias urbanísticas durante este período de caída de la actividad económica debido a la crisis sanitaria, favoreciendo la resolución del 70% de las licencias que estaban pendientes de resolver.

Además, Urbanismo eximirá a los inquilinos de las viviendas municipales del pago del alquiler de todo el año y devolverá de oficio las rentas de los tres primeros meses para combatir las consecuencias económicas y sociales generadas por la crisis del COVID-19.

Esta acción beneficiará a las familias que residen en las 92 viviendas del extinto Instituto Municipal de la Vivienda, de las recuperadas del Patronato Provincial y de las excedentes de Planes de reposición (ARRUs). Y por último, eximir a las empresas durante todo el año del pago de la tasa por Terrazas, que beneficiará a 610 establecimientos.

A %d blogueros les gusta esto: