Obras Públicas avanza hacia la fase final de la Fase IV de la Circunvalación tras ocupar varios terrenos en Arucas

Una docena de palas y retroexcavadoras trabajan en el trazado de la autovía, que gracias a las últimas expropiaciones ha logrado unir los dos tramos que ya estaban en construcción, el que parte del casco de Arucas con el que sale de la costa de Bañaderos

El Gobierno canario mantiene el otoño de este año como plazo para la finalización de la obra

La Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, que dirige Sebastián Franquis, avanza de forma decidida a la finalización de las obras de la Fase IV de la Circunvalación de Las Palmas de Gran Canaria (GC-3) a su paso por el municipio de Arucas, tras ocupar varias fincas y demoler ayer un estanque que impedía unir la traza de la futura autovía. Estas expropiaciones y demoliciones permitirán esta misma semana la unión física de los dos tramos sobre los que ya están trabajando desde hace meses una docena de palas y retroexcavadoras, el que procede del casco de Arucas, con el que parte de la Costa, a la altura de Bañaderos.

Los técnicos de la obra consideran que esta unión del trazado definitivo, tras liberar los obstáculos que existían en medio, es fundamental para encarar con garantías los plazos señalados por el consejero Franquis para la finalización de esta obra fundamental para cerrar la circunvalación a la capital grancanaria, estimados para el otoño de este mismo año.

Una retroexcavadora comenzó ayer mismo la demolición del estanque situado en la zona denominada Camino del Guincho, justo donde se unen los dos tramos de esta obra. Una vez finalice la demolición y desescombro de esta construcción, las palas allanarán el terreno para prepararlo y unirlo al resto del recorrido que ya está en una fase muy avanzada.

La ocupación de terrenos y demolición de construcciones que obstaculizaban la traza de la GC-3 es posible gracias a la aprobación hace mes y medio por parte del consejero Franquis del Proyecto Modificado 3 de esta obra, que declaró la urgente ocupación de hasta 47 parcelas afectadas para iniciar de manera inmediata los trabajos de las nuevas calzadas. El objeto principal de esta obra es la conexión entre la GC-3 y la GC-2 en la costa de Arucas para evitar que muchos de los miles vehículos que cada día usan la autovía del Norte para desplazarse al sur de la isla, tengan que atravesar el entorno urbano de Las Palmas de Gran Canaria.

El Proyecto Modificado 3 incrementa en 2.410.629 euros la obra ya contratada (con un valor de 106.871.388 euros), y permite, además, recuperar varias construcciones que contemplaba el proyecto original pero que fueron desechadas por su alto coste durante los años de la crisis. De esta forma, el tramo de la GC-3 entre Arucas y la Costa recupera el diseño original del enlace en forma de ‘trompeta’ que se construirá junto a El Hornillo, en su conexión con la GC-20, y la duplicación de esta misma carretera desde este enlace hasta su acceso al casco urbano. Además, como novedad se incorpora un nuevo enlace a la altura de la Hoya de San Juan y El Charco.

También se recupera en este Modificado 3 la duplicación de la carretera de entrada y salida al casco urbano de Arucas, la GC-20, desde el enlace de El Hornillo (GC-3). De esta forma, la carretera de entrada a esta localidad pasará de dos carriles, uno por sentido, a cuatro, dos por sentido.

El tramo Arucas-Costa que la Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda ejecuta en este momento, a través de la UTE Acciona-Lopesan, se localiza entre la entrada al casco urbano de Arucas y la costa de este municipio, que enlaza con el tramo ya puesto en uso, en noviembre de 2016, de la IV Fase entre Tamaraceite y Tenoya. Toda la obra de la IV Fase de la Circunvalación, desde su inicio en Tamaraceite, incluyendo el Modificado 3 que se aprobó en marzo, supone una inversión global de 109,3 millones de euros.

A %d blogueros les gusta esto: