El Cabildo de Gran Canaria produce un 25 % más de agua en marzo debido al incremento de la demanda del sector primario

Ha distribuido casi 328.000 m3 más con respecto al mismo mes de 2019

El consumo de agua baja más de un 50 % en Mogán y San Bartolomé de Tirajana y sube un 10 % en Valsequillo y San Mateo

La entrada de agua en las depuradoras de Arguineguín y Mogán desciende un 40 %, y el resto no tiene variaciones

El Cabildo de Gran Canaria ha producido un 25 por ciento más de agua en marzo con respecto al mismo mes del año anterior debido a un incremento de la demanda del sector primario, que ha utilizado 1,1 millones de metros cúbicos de los 1,6 distribuidos por el Consejo Insular de Aguas.

Este incremento de casi 328.000 metros cúbicos de producción da cuenta del esfuerzo que hace el Cabildo para que durante el estado de alarma el sector primario, especialmente la agricultura, pueda mantener su producción para el abastecimiento local, ahora más necesario que nunca, destacó el consejero de Sector Primario, Miguel Hidalgo.

La Institución insular continúa prestando el servicio esencial de abastecimiento a la población, depuración de aguas residuales y distribución para la agricultura para garantizar así tanto el consumo en los hogares como la demanda del sector primario en esta situación de crisis, tal y como establece el Real Decreto.

Y es que el Consejo es el responsable de la gestión de los complejos de desalación de Arucas-Moya, La Aldea, Bocabarranco y Roque Prieto, que suministran agua a los municipios de Arucas, Firgas, Moya, Santa María de Guía, Gáldar, Agaete y La Aldea. Además, realiza depuración en 17 de los 21 municipios y es el principal garante del agua para la agricultura en la Isla.

Comportamiento dispar del consumo en los municipios

El cierre de industrias, actividad hotelera y servicios de restauración se ha notado de forma dispar en el consumo de los distintos municipios de la Isla, con una mayor incidencia en los turísticos.

Por ejemplo, Mogán y San Bartolomé de Tirajana han tenido un descenso de más del 50 por ciento, aunque todo hace prever que la disminución podría ser más pronunciada a partir de ahora, ya que la actividad se mantuvo en las primeras semanas del mes y porque muchos usuarios demandaron más agua para llenar depósitos y aljibes debido a la incertidumbre.

Por su parte, en el sureste el descenso es del 10 por ciento por el cierre de la mayor parte de industrias del polígono de Arinaga, mientras que en Telde la disminución ha sido de un 6 por ciento por una menor actividad industrial y en Las Palmas de Gran Canaria ha bajado un 5 por ciento.

En el resto de municipios, en términos generales, los consumos se mantienen igual, al contrarrestar la disminución en la restauración con el incremento de los domésticos, excepto en Valsequillo y San Mateo, en donde ha habido un aumento del 10 por ciento de media, debido a una mayor estancia de la población en sus hogares.

Y en cuanto a la depuración, los caudales que llegan a las plantas se mantienen en aquellos municipios que gestiona el Consejo, con la excepción de las depuradoras de Arguineguín y Mogán, que reflejan caídas de un 40 por ciento de media en los registros de entrada, directamente relacionadas con el cierre de la actividad turística.

A %d blogueros les gusta esto: